Desde que irrumpieron en el panorama felino, hará unos 18 años en nuestro país, los test de ADN (DNA Testing) han ido aumentando en oferta, de forma que en la actualidad decenas de laboratorios ofrecen sus servicios tanto a particulares, como a criadores y veterinarios. 

Como ya te conté en el post MyCatsDNA la revolución de los test de ADN para gatos este tipo de test se ha convertido en una herramienta imprescindible para criadores, como ayuda a la selección y crianza de nuestros gatos. 

En el post de hoy, te voy a hablar sobre los 8 errores que no debes cometer nunca con los test de ADN de tus gatos. 

 

➊ No considerar necesario hacerlos

Hay test de ADN que directamente son obligatorios para poder criar con esos gatos, por ejemplo el GSD IV en el gato Bosque de Noruega en FIFE. 

Algunas razas, por la alta prevalencia de alguna patología concreta, se han diseñado test de ADN específicos para ellas, por ejemplo el que comentaba antes, GSD IV para gatos Bosques de Noruega, el PKD para persas y razas con antepasados persas, o el HCM para Maine Coons y Ragdolls, son solo algunos ejemplos. 

El problema surge con las razas que no tienen «test específicos», ya que se tiende a pensar que no tienen por qué realizar ninguno. En realidad cualquier raza, aunque sólo sea del test de grupo sanguíneo, para evitar la isolitrólisis neonatal felina, ya tiene sí o sí un test que debería hacer. Ya que incidencia baja de grupo B en la raza no significa «ausencia total» y el riesgo siempre está ahí. 

Ni que decir, de los criadores que directamente si no es «obligatorio» en su raza, pasan olímpicamente de gastar un sólo céntimo en algo que no consideran necesario. 

Hay muchos test de enfermedades que debería hacer cualquier criador, independientemente de su raza, aquí te dejo algunos ejemplos

➥ Cystinuria 

  • Enfermedad metabólica hereditaria, caracterizada por la formación de cálculos de cistina y cálculos en el tracto urinario. 
  • Los signos clínicos de la enfermedad incluyen obstrucción urinaria, salivación, apatía y convulsiones. 
  • El modo de herencia es autosómico recesivo. 
  • Puedes leer más sobre ella aquí. 

➥ Dihydropyrimidinuria 

  • Enfermedad metabólica hereditaria, caracterizada por una deficiencia de la enzima dihidropirimidinasa. 
  • Los signos clínicos de la enfermedad incluyen letargo, debilidad y vómitos, e hiperamonemia. 
  • El modo de herencia es autosómico recesivo. 
  • Puedes leer más sobre ella aquí. 

➥ Hyperoxaluria 

  • Enfermedad renal hereditaria, caracterizada por una acumulación de oxalato en los riñones. 
  • Los signos clínicos de la enfermedad incluyen, problemas musculares, debilidad, deshidratación y anorexia. 
  • El modo de herencia es autosómico recesivo. 
  • Puedes leer más sobre ella aquí. 

➥ Enfermedad de Niemann-Pick C2 

  • Enfermedad neurológica hereditaria, caracterizada por una deficiencia de la enzima dihidropirimidinasa. 
  • Los signos clínicos de la enfermedad incluyen letargo, debilidad y vómitos, e hiperamonemia. 
  • El modo de herencia es autosómico recesivo. 
  • Puedes leer más sobre ella aquí. 

 

Moraleja: No te engañes y no seas cutre, de nada te sirve seleccionar morfología y carácter, si no te preocupas de la salud y fortaleza. 

 

➋ No prestar atención a las instrucciones del laboratorio. 

Si mandas un test de ADN y no esta correctamente realizado, ya sea por ejemplo, porque no haya suficiente cantidad de muestra en el hisopo para analizar, te van a cobra el test (lógico) y tendrás que repetirlo, por lo que pagarás dos veces. 

Es por eso importante que sigas al pie de la letra las recomendaciones de cada laboratorio para la toma de muestras, ya que cada uno tiene unos hisopos diferentes y el proceso de raspado y secado es diferente. 

Aún así hay 2 reglas básicas comunes a todos. 

  • Que el gato no haya comido 15 minutos antes de tomar la muestra. 
  • Dejarlos secar antes de guardarlos. 

 

Moraleja: Mucho ojo con esto, no serás el primero ni el último, al que por no «hacerlos bien» le acaba saliendo económicamente muy caro. 

 

➌ No realizar los test inmediatamente, en caso de que el gato no los tenga. 

Cuando adquieres un gato nuevo para tu plan de cría, debes seguir un protocolo de cuarentena, pero aparte de eso, si sus criadores no te han entregado los test básicos de la raza sobre enfermedades genéticas, deberías realizarlos tu, de forma inmediata, ya que normalmente pueden llegar a tardar los resultados, entre dos semanas y un mes, dependiendo del laboratorio. 

Ten en cuenta que salvo que sea en UC Davis, tendrás que pedir los hisopos, que entre que los pides y te llegan, fácil ya pierdes una semana, más luego sumar lo que tardes en hacerlo, enviarlo, que los reciba el laboratorio, se pongan con ello y te manden el resultado, se te puede alargar a un mes… 

Muchos criadores esperan demasiado, tan demasiado que incluso tienen una camada antes de haber realizado los test y solo cuando algún descendiente o incluso el mismo gato, presenta problemas de salud que se corresponden con alguna de las enfermedades detectables por el test, o algún descendiente es testado por otro criador, lo realizan. 

Moraleja: no te fíes, realiza los test lo antes posible, porque las consecuencias pueden ser fatales para tu plan de cría. 

 

➍ No repetir los test, cuando adquieres un gato.

Este error es uno de los más comunes y nefastos. Para según que enfermedades de salud es muy, pero que muy importante que te asegures de que el gato es negativo. La única manera de que tengas la certeza, es realizando tú los test. No necesariamente tienen por qué haberte dado test falsos a propósito, quizás «ha sido un error del laboratorio». 

Te aseguro que son muchos, pero muchos los criadores que por fiarse, luego se han llevado grandes disgustos, al descubrir que esos test «eran erróneos». 

Este consejo es igualmente válido, si es el propio gato el que tiene el test hecho. Normalmente eso siempre es una mala señal, ya que si los padres están testados, como deben estar, no es necesario testar a su descendencia. ¿Cuándo se testa a la descendencia? cuando uno de los padres es positivo o portador de alguna patología. 

Moraleja: testa tú mismo siempre a todos tus gatos de cría, da igual que tengan los test hechos o no por otro criador. Si no lo haces así, y los gatos al final resulta que portan o están afectados de enfermedades fatales, eres tan culpable como el que te dio los «test con errores». 

 

➎ No cumplimentar todos los campos sobre la identidad del gato. 

Esto parece una tontería, pero sobre todo si se trata de un test de pruebas de salud y no de morfología (como pueda ser un color) es muy importante cumplimentar todos los campos sobre la identidad del gato, aunque el laboratorio te deje enviar el test con tan sólo lo básico. 

Como criador, ese test no sólo es para tu conocimiento, sino también para atestiguar a otros criadores interesados en la descendencia de tu gato, los resultados del test. 

Es importante sobre todo indicar el número de microchip y el nombre completo del gato, tal cual esta en su pedigree, nada de apodos, ya que de esa forma darás una imagen más profesional y veraz de cómo haces las cosas. 

Moraleja: las cosas bien hechas, siempre serán un plus para tu Cattery y las negativas… pues ya sabes. 

 

➏ Elegir un laboratorio desconocido para los demás criadores. 

Esto es un problema, debido a que si ya de por sí recomiendo siempre repetir los test, si encima son de un laboratorio desconocido, con más motivo aún. 

No es lo mismo tener, por ejemplo, un test de ADN de UCDavis, que de una universidad que es muy famosa allí, en su país, pero que al resto ni le suena y ni le va ni le viene. 

Un ejemplo típico, las universidades en España. Sé que algunos criadores realizan los test de ADN de sus gatos en la Universidad Complutense de Madrid o en la Autónoma de Barcelona. Ok, perfecto, no digo que no sean fiables, pero sinceramente no es Harvard, no es la Universidad de Pensilvania, no es un Laboratorio especializado, como pueda ser MycatsDNA, Orivet o Laboklin. Sencillamente, fuera de España, para otros criadores felinos, son lugares totalmente desconocidos y sin ninguna fiabilidad en cuanto a resultados. 

Es como si yo adquiero un gato y me dan unos test de ADN de una universidad de Italia. Pues sí, será muy famosa allí «en su pueblo», pero a nivel internacional en el mundo felino, no tiene reputación ninguna. 

Luego siempre hay que repetirlos, pero si me ofrecen ya de entrada unos test de un laboratorio desconocido totalmente, quizás ni tan siquiera adquiera el gato, porque sencillamente, no me fío. 

Moraleja: Si te vas a gastar el dinero en hacer test de ADN, al menos hazlos en un laboratorio o universidad con un prestigio internacional entre criadores de gatos. Sino, es dinero tirado porque muchos criadores, no van a creer en esos test. 

 

 

➐ No entregar los resultados de los test, con los gatitos. 

Si te has preocupado por la salud de tus gatos y les has realizado correctamente los test de ADN que correspondan a tu raza, no tiene ningún sentido que esa información «se quede para ti» o tan sólo lo comentes en tu web sin «mostrar nada». 

Si has realizado un test de ADN a un gato para una enfermedad concreta, entrégalo siempre con cada gatito descendiente suyo. 

El que sean de compañía no importa, quizás por ejemplo con el HCM, si ese gatito resulta que padece alguna patología cardíaca en el futuro, si tiene el test de ADN negativo de los padres, al menos el propietario sabrá que tu has hecho lo que estaba en tu mano para prevenir la enfermedad, en cuanto a lo que el test de ADN se refiere. 

Además el no mostrarlos, es un claro signo de ocultación, no tiene lógica que tengas unos test que no enseñas. Si los tienen y están correctos, no hay ningún tipo de excusa para no mostrarlos a los nuevos propietarios de tus gatos. Y como digo, da igual que sean de compañía o de exposición y cría. 

Moraleja: no guardes tus test de ADN, como si fueran la fórmula mágica de la cocacola, no lo son. Si no tienes nada que ocultar, no ocultes. 

 

➑ Realizar test que no corresponden a tu raza. 

Una cosa es que solicites un pack donde se incluyan todas las enfermedades, afecten a tu raza o no, como puede ser por ejemplo en MyCatDNA o en Orivet, y otra que te de por realizar test individuales que no son válidos para tu raza. 

Por ejemplo, el caso más común, el test de PKD… 

El PKD es una enfermedad que puede afectar teóricamente a cualquier gato, pero que se ha detectado más en gatos persas, exóticos y razas con antepasados de gatos persas y exóticos. ¿Hasta ahí ok, no? ¿por qué entonces razas que no son persas, ni exóticos ni tienen antepasados de esas razas realizan ese test? 

En serio, lo pregunto porque no sé la respuesta. Todas las razas tienen enfermedades o rasgos comunes, más interesantes para testar, que hacerlo de cosas que no les afectan en absoluto. 

Por ejemplo, el PKDef, (la eficiencia de la enzima Piruvato Quinasa Eritrocitaria «Erythrocyte Pyruvate Kinase Deficiency, PK Deficiency») es algo testable, (mucho más común que el PKD) y que sí afecta a muchas razas felinas, incluso a gatos comunes. 

Razas afectadas: 

  • Abyssinian 
  • Bengal 
  • Egyptian Mau 
  • Gato común 
  • La Perm 
  • Maine Coon 
  • Norwegian Forest Cat 
  • Savannah 
  • Siberian 
  • Singapura 
  • Somali 

 

Moraleja: testa con sentido, no gastes dinero en cosas innecesarias, cuando hay otras que sí deberías hacer, y no haces. 

 

➒ Criar con gatos positivos a enfermedades autosómicas dominantes 

Bueno esto que parece «obvio» es la mayor cagada de todas. 

Primero te voy a explicar los dos modos de herencia, no ligados al sexo, más importantes que debes entender. 

➥ Autosómico. 

Significa que el gen en cuestión está localizado en uno de los cromosomas no sexuales.

➥ Autosómico recesivo. 

Recesivo implica que se necesita que ambas copias del gen en cuestión estén alteradas, o mutadas, para que se produzca la enfermedad. De ahí que en las enfermedades «autosómicas recesivas» se hable de «portadores». 

Autosómico dominante. 

Dominante implica que una sola copia de la mutación relacionada con una enfermedad ya es suficiente para causar dicha enfermedad. Por tanto, no existe el estado de «portador» sino que el gato «siempre está afectado», ya sea de forma heterocigota u homocigota. 

Muchos criadores, sobre todo de según que razas, manejan gatos positivos de enfermedades autosómicas dominantes, con excusas para no dormir… 

Las dos exclusas más típicas: 

«Es que no se puede reducir drásticamente el pool genético» 

¿Crees que tu gato es la última coca-cola del desierto? tranquilo, no le pasa nada al pool genético porque tu gato no tenga descendencia. 

«Es que claro, este gato es una maravilla de ejemplar y es una pérdida insustituible para la raza eliminarlo de la línea» 

Sinceramente ¿en serio crees que es tan bueno? no te engañes, ni pretendas engañar a los demás. NINGÚN gato es tan bueno, como para criar gatos enfermos «a propósito». De ser la excepción, ese gato único que consideras el mesías de su raza etc etc. como mucho podrías asumir «el sacrificio» teniendo una camada Y PUNTO, no 5 camadas, porque no te sale ese gato bueno negativo que va a sustituir al positivo. Si un gato no te da un descendiente aceptable y negativo en una generación, asúmelo, no es tan bueno. 

Aquí además se juega con el engaño a diversos niveles, para ello voy a dejar claro qué es un positivo, en el caso de las mutaciones autosómicas dominantes. 

Un positivo, en una mutación autosómica dominante, es un gato que está «afectado» por una mutación que puede producir una enfermedad. 

Por ejemplo, un gato puede tener tres resultados: negativo, homocigoto positivo, heterocigoto positivo. 

Un resultado negativo de la prueba, significa que el gato no tiene la mutación específica que se está probando. 

Un heterocigoto positivo tiene una copia anormal del gen y una copia normal. Estos gatos pueden desarrollar la enfermedad de leve a moderada o grave. Un homocigoto positivo tiene dos copias anormales del gen y puede desarrollar la enfermedad, de moderada a grave. 

A esto se le añade que algunas enfermedades, que se manifiestan de forma autosómica dominante, presentan una «penetrancia incompleta» y «expresión variable». 

  • Penetrancia incompleta significa que algunos afectados por la mutación no manifiestan la enfermedad. 
  • Expresión variable, se refiere a que la enfermedad se manifiesta de diferente forma en distintos individuos positivos. 

Como no eres adivino, deberías criar en base a CERTEZAS, no EXPECTATIVAS. 

Si el gato es positivo a una mutación letal, sea heterocigoto u homocigoto, es una CERTEZA. El que luego se manifieste o no, y muera de otra cosa o no, no significa que no esté afectado de una manera u otra. 

¿Que debido a la penetrancia incompleta o la expresión variable pueda morir de otra cosa? eso es una EXPECTATIVA. 

Moraleja: las únicas tres reglas básicas de toda crianza son, por este orden, criar en base a la Salud, Carácter y Belleza. Si estás criando A PROPÓSITO gatos positivos, te estás cargando el primer y más importante punto de los tres. 

 

Si te interesa el tema del HCM, puedes ver una presentación magistral sobre ello, del veterinario Tarsicio Marco Valero en este enlace. 

Conclusiones

Los test de ADN son necesarios. Los veterinarios y genetistas nos aportan herramientas para que la crianza de gatos sea lo más sana y controlable posible. Si no lo haces por sentido común, al menos que sea por honrar el esfuerzo que está haciendo este colectivo para nosotros. 

Presta atención a las instrucciones del laboratorio. Si lo haces mal y no puede analizarse, te van a cobrar igual. 

Si adquieres un gato a un criador que no ha realizado o no te ha dado ningún test de ADN del gato, hazlos tú lo antes posible. Tanto por estar informado de ello, como ante posibles reclamaciones, cuanto antes mejor. 

En caso de tener los test de los padres del gato que has adquirido, hazlos tú de nuevo, no confíes en ellos al 100%. Más de uno y más de dos, se han llevado luego sorpresas desagradables. 

Cuando tengas que realizar test de ADN, elije un laboratorio reconocido internacionalmente por el resto de criadores. Sino, no serán considerados «fiables». 

Teniendo en cuenta que debes mostrárselos a otros criadores, que quieran adquirir tus gatos, indica de forma correcta todos los datos del gato. Entrega siempre una copia del resultado de los test de tus gatos a sus descendientes. Ya que los tienes y te has gastado el dinero, que te luzca un poco. Si dices que los has hecho, pero los ocultas, da que pensar. 

No realices test que no corresponden a tu raza, salvo que sea porque vienen en un pack. Es tirar el dinero en algo que no tiene sentido, cuando podrías estar usándolo para cosas necesarias. 

No críes con gatos positivos. Cada uno tiene su propia ética de cría, si la tuya es criar gatos con enfermedades a propósito, ok, es lo que hay, pero de no ser así, no te dejes influenciar por lo que hagan el resto de criadores. 

 


Espero que te haya resultado útil y que tanto si estás de acuerdo como si no, te haya hecho al menos reflexionar sobre ello. 

Si quieres expresar tu opinión sobre este tema, no te cortes, abajo tienes los comentarios a tu disposición. 

Para compartir, puedes hacerlo libremente a través de los botones que he puesto a mano para ello. 


Quizás pueda interesarte también:

[8] errores clásicos que comenten casi todos los nuevos criadores

error: Content is protected !!

Pin It on Pinterest

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos.
Privacidad
Ir al contenido